• Máster en Ingeniería Industrial | Josep Font

¿Cómo ha sido la experiencia de Josep?

Josep Font

Josep Font es estudiante del Máster en Ingeniería Industrial y actualmente está realizando su TFM en el laboratorio de ingeniería mecánica SEAT-IQS. A continuación, puedes leer qué destaca del máster y su valoración personal. 

¿Podrías describir de forma breve el máster?

El Máster en Ingeniería Industrial es un máster de dos años orientado a la resolución de casos prácticos. Trabajamos con problemas reales y todo lo que vemos en la teoría lo aplicamos rápidamente a la práctica. Este máster está enfocado al desarrollo de competencias del ingeniero industrial y, al finalizar, obtienes las atribuciones profesionales para dirigir proyectos. Diría que es un máster muy enfocado al mundo laboral y a la profesión del ingeniero.

¿Qué destacarías del programa?

El máster está planteado para que los alumnos estén en contacto con la realidad actual de la industria. Esto es posible, gracias a la buena relación que IQS tiene con empresas de diferentes sectores. IQS conoce de primera mano los problemas y demandas de la industria.

Además, los estudiantes tenemos acceso a equipos y maquinaria profesionales que se usan en las empresas. El plan de estudios contempla asignaturas de especialidad para enfocar tu perfil al campo que más te interesa, como mecánica, materiales, energías, organización industrial…

¿Qué asignatura destacarías?

La asignatura que más me gustó fue la de “Advanced Robotics, Mechatronics and Artificial Intelligence”. Esta asignatura sirve de puente entre la mecánica y tecnologías emergentes, como la robótica o la inteligencia artificial. En clase, tratábamos con temas que son de vital importancia para la industria actual, como el mantenimiento predictivo.

Prácticas profesionales

Pude realizar prácticas en Multivac, una empresa especialista en el diseño de maquinaria para el sector alimentario y farmacéutico. Durante unos meses, tuve la oportunidad de trabajar en el desarrollo de un nuevo prototipo. Concretamente, trabajé en el diseño de piezas y la revisión de estas para mejorar la productividad y reducir costes.

Me sentí muy preparado para realizar estas prácticas porque pude aplicar conocimientos adquiridos en IQS. Por ejemplo, usé SolidWorks, un software de diseño que vemos tanto en el máster, como en el grado.

¿Por qué escogiste IQS?

Yo hice el Grado en Ingeniería Industrial en IQS y quedé muy contento con la decisión que tomé. En IQS los alumnos tenemos mucha autonomía y eso se acentúa durante el máster. Se nos plantean muchos problemas que están enfocados a la industria.

Además, recibí una de las becas de Máster Excelencia de IQS (Multivac) para cursar este máster.

¿Cuál es tu valoración personal?

Estoy muy contento con el trabajo realizado estos dos últimos años. Considero que toda la experiencia adquirida en IQS me dan una muy buena formación para mi futuro.

¿Qué consejo le darías a un futuro alumno?

Le diría que este máster te permite acercarte a la industria y profundizar en temas concretos, gracias a las especialidades del plan de estudios. Estudiar en IQS es una muy buena oportunidad, aprovéchala al máximo. 

¿De qué trata tu TFM?

Mi TFM está enfocado a la monitorización de estructuras mediante métodos de vibraciones. El objetivo es poder entrenar una red neuronal capaz de detectar distintos tipos de daños y predecir la severidad de estos. 

Es una rama de investigación que se desarrolla en el Departamento de Ingeniería Industrial de IQS. Esta tecnología se puede aplicar a muchas estructuras como puentes, torres eléctricas o aeronaves y permite reducir los costes de mantenimiento y anticiparse al colapso de la estructura.
Hace dos años, tuve la oportunidad de desarrollar mi TFG en esta misma línea. Los resultados obtenidos forman parte de un artículo científico que se ha publicado recientemente.

El siguiente objetivo es poder continuar este camino realizando el Doctorado en IQS.