• Los key players del emprendimiento industrial, en Tech Spirit Barcelona con IQS
Viernes, 06 Marzo, 2020
IQS Tech Factory

 

IQS Tech Factory organizó el pasado 26 de febrero Catalonia as a Hub for Industrial Entrepeneurship en Tech Spirit Barcelona. La jornada, que reunió a los key players de la industria en Barcelona -instituciones públicas, fondos de inversión, aceleradoras, centros de formación-, así como representantes de startups industriales internacionales y participantes de IQS Next Tech-, sirvió para mostrar que la capital catalana está preparada para convertirse en una referencia internacional en el sector. 
 
La evolución de la capital catalana en los últimos cinco años ha permitido que el territorio tenga los ingredientes necesarios para integrar a todas las partes implicadas en la creación de un gran ecosistema industrial. En este sentido, la industria catalana ya representa el 20% del PIB total.
 
Oriol Pascual, director de IQS Tech Factory, destacó la relevancia de la industria como la base de los sistemas económicos con alto valor añadido: “Las economías verdaderamente resilientes son aquellas en las que el sector industrial tiene un papel crucial”, explicó.
 
La necesidad de incentivar la falta de inversión de grandes compañías en startups (corporate venturing) fue una de las asignaturas pendientes de Barcelona señalada en las ponencias que se llevaron a cabo.
 
“El éxito del sector radica en la contribución que las compañías locales hagan en las startups que nacen en el ecosistema”, remarcó Josep Lluís Sanfeliu, fundador de Asabys.
 
“Las grandes empresas son transatlánticos y las startups que incorporamos son lanchas motoras. Van muy rápidas y tenemos que saber adaptarnos a ellas, porque las experiencias que hemos tenido han sido muy positivas y han dado grandes resultados”, admitió Mónica Gispert, directora de Innovación y Business Development de la multinacional farmacéutica Uriach.
 
Tanto startups como corporaciones reclamaron una mayor implicación de la administración pública para conseguir más alianzas exitosas en el futuro: “Los gobiernos saben las preocupaciones de ambas partes, pero tienen que hacer un mayor esfuerzo para que podamos establecer conexiones”, destacó Juanjo Canuto, CEO de Steering Machines, ganadora del premio a Startup Industrial Más Prometedora 2019 en el último IQS Tech Fest.
 
Por otro lado, la falta de talento local es otro de los aspectos a corregir en la ciudad. Según Miquel Rey director general de Negocio de Eurecat: “El mercado demanda alrededor de 10.000 ingenieros anualmente, pero en Cataluña tan solo se gradúan 4.000 cada curso”.
 
Para Heriberto Saldivar, Managing Director de Brinc Accelerator, una de las principales aceleradoras del mundo, la solución se encuentra en abrir el mercado a la importación de talento internacional, como ya hacen otras capitales europeas como Madrid, Berlín o París.
 
“Barcelona lo tiene todo para activar su potencial a nivel local y hacia el exterior, pero sigue costando mucho introducir talento extranjero. El objetivo no es solo ser un gran ecosistema, sino saber proyectarlo hacia fuera”, concluyó.
 
Catalonia as a Hub for Industrial Entrepeneurship fue organizado conjuntamente con Institute of Next. El evento, enmarcado en la semana del emprendimiento Tech Spirit Barcelona, ha sido impulsado por la Cambra de Barcelona, el Consorcio de la Zona Franca y Uriach.
 
IQS Tech Factory organizó también el 26 de febrero el debate Beyond tech ventures: opportunities in industrial entrepreneurship, donde se destacó la adaptación de la industria china mediante innovaciones que han generado millones de puestos de trabajo.
 
El evento, moderado por Oriol Pascual, contó con la participación de Alfons Cornella, fundador y presidente de Institute of Next y uno de los principales expertos de innovación en España; y Xavier Ferràs, director de Business Intelligence en Esade Business & Law School.
 
“Las startups industriales tienen una mayor capacidad de crear trabajo que las del sector servicios. Por ello, un buen ecosistema industrial es la única solución para crear una clase media potente”, explicó Cornella en acuerdo con Ferràs.